1956 – Sección “Entre riff y acordes del ayer”

En esta ocasión “Entre riff y acordes del ayer” nos trasladaremos hasta el año 1956 y les mencionaremos los acontecimientos más relevantes para luego adentrarnos a lo que se escuchaba en ese año. Por ejemplo, en España el dictador Francisco Franco, forma lo que él denomina como el Séptimo Gobierno nacional, reforma inconstitucional para seguir en el poder. A la par que luego de años de lucha y sufrimiento las naciones de Marruecos y Túnez logran independizarse de Francia. En esta parte del mundo, específicamente en México, Fidel Castro, su hermano Raúl, Ernesto el Ché Guevara y 79 expedicionarios llegan a Cuba para iniciar la Revolución contra Fulgencio Batista. En Bolivia se aprueba una ley que da el derecho a participar en elecciones a los aborígenes, mujeres y militares, quienes antes eran excluidos. Mientras que en Buenos Aires – Argentina se lleva a cabo el fusilamiento por policías de civiles inocentes en el basural de José León Suárez, bajo órdenes de la dictadura de Pedro Aramburu, quienes habían sido culpados de conspiración contra el gobierno de facto. Y en Cali, Colombia, se produce un atentado contra obras públicas del gobierno de turno, comandado por insurgentes del ejército, quienes hacen explotar mil 53 cajas de dinamita transportados en siete camiones dejando tres mil 500 muertos, cuatro mil heridos y destrucciones por cien millones de pesos. Las edificaciones donde se alojaba el Batallón Codazzi, la Policía Militar y la Tercera Brigada desaparecieron por completo. Ocho manzanas quedaron completamente destruidas y tres más fueron averiadas por la onda explosiva. Actualmente en la ciudad permanece una cruz blanca, que evoca la tragedia.

Así se encontraba el panorama político mundial de 1956. Y ahora, luego de este breve recorrido vamos a transportarnos hasta la movida rockera de este año. En 1956 las principales estaciones radiales de Estados Unidos, difunden con mayor regularidad el nuevo ritmo musical conocido como rock and roll y la canción más colocada es “Blue Suede Shoes” (Zapatos de gamuza azul) de Carl Perkins. Carl Lee Perkins, oriundo de Tennessee, Estados Unidos, fue el pionero del rockabilly, una mezcla de rhythm and blues y música country, dando paso a su carrera a comienzos de los años 50.

Se inició tocando en salones de baile country de su pueblo, acompañado por sus hermanos Jay con la guitarra rítmica y Clayton al bajo. En 1956, viviendo uno de los momentos más pobres y difíciles Carl Perkins, cuenta la historia que escribe la canción “Blue Suede Shoes” (Zapatos de gamuza azul) sobre un viejo saco de patatas y es el productor Sam Phillips, quien se encarga de la distribución y difusión del disco que en pocas semanas se convertiría en un éxito total.

En los Estados Unidos, alcanzó el número 1 en la revista Billboard en su sección de música country, el 4 en la sección de música Pop y el 3 en la de rhythm and blues. En el Reino Unido, se convirtió en un éxito de los Top Ten. Fue el primer disco de un artista de la casa Sun que alcanzó un millón de copias, dicho tema sería interpretado posteriormente por Elvis Presley con un estilo country más marcado, colocándolo nuevamente como un éxito.

Lamentablemente en el momento en que Perkins y Blue Suede Shoes ascendían a la cima del éxito, éste sufrió un grave accidente de coche el 21 de marzo de 1956 cuando viajaba junto a su grupo a participar en el programa de televisión de Ed Sullivan, que servía de trampolín a muchos artistas. En el accidente fallecieron su hermano Jay y su manager. Perkins sufrió una fractura de cráneo que lo mantuvo fuera de la música todo un año. Para muchos críticos Carl Perkins antes del accidente tenía mejor proyección y un venidero éxito mundial en la música que el mismo Elvis Presley, quien irónicamente y a propósito logró su popularidad robando la canción Blue Suede Shoes de Carl Perkins, mientras este permanecía convaleciente. Recordemos que para 1956, el tema de los derechos de autor era fácilmente vulnerable.

Lamentablemente luego de su recuperación un año después Carl Perkins, no alcanzó otro nuevo éxito. De allí en adelante se dedicó a escribir y componer canciones para músicos de la talla de Jhonny Cash, Jerry Lee Lewis, Roy Orbison, e interpretado por The Beatles, Paul McCartney, George Harrison, Eric Clapton y Ringo Starr, entre otros.

En 1985 lo incluyeron en El salón de la Fama de escritores musicales de Nashville y en 1987, por sus grandes aportes al género los historiadores y periodistas lo incluyen en El salón de la Fama del Rock, museo dedicado a los artistas más influyentes del rock and roll. Su tema”Blue Suede Shoes” es elegido como una de las 500 canciones más famosas del rock and roll y se le concedió un Grammy especial a su relevancia histórica. Finalmente el oriundo de Tennessee murió a los 65 años a causa de un cáncer de garganta después de sufrir varios ataques. De no haber sido por ese lamentable accidente hoy sin duda la connotación de “El rey del rock ank roll” no fuese para referirse a Elvis sino a Carl Perkins.

Descargas:

Blue Suede Shoes y Honey don’t de Carl Perkins.

1955 – Sección “Entre riff y acordes del ayer”

Como de costumbre en este espacio “Entre riff y acordes del ayer” daremos un breve recorrido por los acontecimientos más relevantes del año 1955 en el mundo. Para este año les contamos que el Instituto Johann Wolfang Goethe de Alemania, comienza a conceder la prestigiosa Medalla Goethe, premio anual en reconocimiento a la difusión de la lengua y la cultura alemana. En el Reino Unido, fallece el físico Albert Einstein y Winston Churchill dimite, por razones de edad, de su cargo como primer ministro británico. Mientras que en Europa ocho países comunistas  entre ellos Albania, Bulgaria, Checoslovaquia, Polonia, la República Democrática Alemana y la Unión Soviética firman un tratado de defensa mutua conocido como el Pacto de Varsovia, siendo un acuerdo de cooperación militar con el objetivo de contrarrestar la amenaza de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), y en especial el rearme de la República Federal Alemana. Por su parte en esta parte del mundo en Buenos Aires (Argentina), aviones de la Fuerza Aérea intentan un golpe de estado contra el gobierno de Juan Domingo Perón, dejando 364 muertos y miles heridos, conocido como la Masacre de Plaza de Mayo, meses adelante estas fuerzas fascistas logran derrocarlo.

Así se encontraba el contexto mundial en 1955. Por lo que ya conociendo un poco el panorama vamos a sumergirnos en la cápsula rockera del año 1955. Fue el año en el que Elvis Presley inició su primera gira y se graba el primer sencillo de Chuck Berry, llamado Maybellene, el cual fue un éxito en el Billboard. Es por ello que hoy le dedicaremos el espacio al norteamericano Chuck Berry, quien nació en Misuri en 1926 y es uno de los más influyentes compositores, intérpretes y guitarristas de rock and roll de la historia.

Es una figura influyente y uno de los pioneros del rock and roll. En la década de los 50, Berry interpretó canciones como “Roll Over Beethoven”, “Rock and Roll Music”, “Route 66” de Bobby Troup, “Johnny B. Goode” y “Maybellene”. La revista Rolling Stone lo presenta como el intérprete n.º 5 de toda la historia en su lista “Los Inmortales” superado solo por The Beatles, Bob Dylan, Elvis Presley y The Rolling Stones. La revista Rolling Stone lo cita como el sexto mejor guitarrista de todos los tiempos.

“Maybellene” escrita por Chuck Berry. Fue lanzada en julio de 1955 como un sencillo por la disquera Chess Records en Chicago, Illinois. Es el primer sencillo de Berry lanzado, y también su primer número uno. “Maybellene” es considerada la canción pionera del rock and roll, por ello la revista Rolling Stone, lo considera como una estrella del “Rock & roll”. La grabación es un primario caso de la creación del género del Rock and Roll.

En 1955, la canción, llegó al n.º 5 en el Billboard en las listas de rock, y llegó al n.º 1 en la lista de R&B. Chuck Berry fue el primer afroamericano que tuvo un sencillo dentro del top en el Billboard. Chuck Berry es uno de los pioneros del rock and roll, como se afirma en el sitio web del Salón de la Fama del Rock: “Si bien ningún individuo puede decirse que inventó el rock and roll, Chuck Berry viene siendo el más cercano de una cifra única a ser el que puso todas las piezas esenciales juntas”.

“Maybelline” – Se trata de una adaptación a ritmo de boogie woggie del tema country de Bob Wills “Ida Red”. Con el empuje del afamado locutor Alan Freed llegaría a lo más alto de las listas de música negra y se oiría ampliamente en las emisoras blancas (recordemos que para esa época el racismo en Estados Unidos estaba en su auge). Esta canción trata sobre una carrera de coches entre jóvenes.

Para muchos críticos Berry es el compositor más grande, el formador principal de la voz instrumental, uno de los mejores guitarristas, que posee la más clara dicción, y uno de sus más grandes artistas. John Lennon dijo: “Si se tratase de dar al rock and roll otro nombre, podrías llamarlo Chuck Berry”.

Como pionero del rock and roll, Chuck Berry influyó significativamente en otros músicos como Ritchie Valens, Bill Haley, Little Richard y Buddy Holly.

Angus Young de AC/DC, quien ha citado a Berry como una de sus influencias más grandes, es famoso por imitar sobre los escenarios el “andar de pato” (duckwalk) de Berry, es un recordado paso de Rock’n roll, normalmente realizado durante un solo de guitarra que consiste saltar en un solo pie, mientras que se mantiene el otro en el aire apuntando hacia la dirección que se avanza y agitándolo hacia arriba y hacia abajo.

Descarga:

Maybelline y Johnny B. Goode de Chuck Berry.

 

 

 

1954 – Sección “Entre riff y acordes del ayer”

En esta ocasión nos trasladaremos hasta el año 1954 y como de costumbre les comentaremos los hechos más relevantes de ese año para contextualizarnos mejor y así sumergirnos en la onda rockera. Pues para el 54’ quizás los casos más relevantes se tornan a la gestión controversial del presidente de Estados Unidos, Dwight Eisenhower, por ejemplo, luego de sostener impases con los soviéticos en el inicio de la guerra fría, ambas naciones celebran hipotéticas reuniones sobre la prohibición de las armas atómicas, tema que se mantendría vigente hasta el final de la misma. También contradictoriamente los Estados Unidos brindan el apoyo militar mediante armamento a la dictadura de Franco en España. Así mismo, este gobierno produce un grave daño al ecosistema luego de explotar una bomba de hidrógeno de mucha potencia en el archipiélago de Marshall, en el Pacífico de Estados Unidos. Mientras que la empresa norteamericana Fender presenta su famosa guitarra Fender Stratocaster y luego de intensos combates los vietnamitas derrotan a las fuerzas coloniales francesas y se declara como país independiente.

Así se encontraba el panorama político de 1954 dejado por las secuelas de la posguerra, que marcarían el estilo y ritmo de vida de muchas generaciones y del mismo modo, el afianzamiento del género del rock que cada día tomaba más fuerza en Estados Unidos y de ahí se expandía a Europa y el resto del mundo. A partir del 1954 el rock comienza a tomar un nuevo giro y empuje gracias a las constantes presentaciones en vivo por televisión de artistas como Jerry Lee Lewis y Dean Martin y momento especial donde aparece quizás la estrella más mediática del rock hasta su muerte como lo fue Elvis Aaron Presley.

El 5 de julio de 1954, el camionero Elvis Presley acompañado por el guitarrista Scotty Moore y el bajista Bill Black grabaron su primer tema en el famoso Sun Studio en Memphis, donde según explica la revista Rolling Stone en un artículo de 2004 que “Elvis Presley, un camionero de 19 años, vivía apenas sobre el límite de la pobreza cuando visitó Sun Studio en 1954. La sesión de grabación de Presley no fue digna de notar hasta que comenzó a improvisar, tocando “That’s All Right,” una animada canción de blues escrita por Arthur Crudup. El dueño del estudio, Sam Phillips, dijo a Rolling Stone que podía oír el sonido y autoridad natural de la voz de Presley, una combustión intuitiva de campo, iglesia y bar de pueblo”.

En esta visita grabó un disco de acetato de doble cara llamado: «My Happiness» y «That’s When Your Heartaches Begin» y posteriormente afirmó que el disco sería un regalo para su madre. Elvis se caracterizó por fusionar sutilmente los sonidos de la música negra y blanca en una mezcla de blues, gospel y rockabilly. Según la cadena estadounidense de televisión conocida como Servicio Público de Divulgación, la PBS por sus siglas en inglés, afirmaron que la música de Elvis se vio influenciada por muchos tipos diferentes de música, su educación informal le entregó las influencias que necesitaría para crear algunas de las primeras canciones de rock and roll”.

Luego de la sesión de grabación, la carrera de Elvis despegó. Su éxito tuvo repercusiones personales, y Presley comenzó a vivir una larga lucha contra las drogas y el aumento de peso hasta que murió de un ataque al corazón a los 42 años en 1977.

 Para su corta vida, Presley sirvió al ejército, protagonizó 33 películas, grabó más de 20 discos y vendió más de un billón de discos. Considerado por muchos como El Rey, Elvis fue uno de los músicos más influyentes de la historia. Hasta hoy, es el único músico incluido en cuatro Salones de la Fama.

Zapato 3

Biografía

En 1983, por iniciativa del bajista Fernando Batoni, la banda da sus primeros pasos. Con el correr del tiempo tuvo varios cambios; sin embargo, no es sino hasta 1988 cuando comienza a tomar un concepto más definido, con la incorporación de los hermanos Segura: Carlos (voz) y Álvaro (guitarra), al igual que Diego Márquez (batería).

A partir de allí, el grupo se da a conocer en distintos bares y pub del underground caraqueño, fogueo que les sirvió para tocar después en recintos más grandes, como aquel memorable concierto, denominado Rock en el ruedo”, en el Nuevo Circo de Caracas, donde alternaron con Sentimiento Muerto y Desorden Público, formaciones con mucha más trayectoria para aquel entonces.

Ya para comienzos de 1990, Zapato 3 irrumpe en la escena con su ópera prima Amor, furia y languidez, bajo el sello de la disquera independiente Grabaciones Clandestinas, producción que logró venderse rápidamente y obtiene los mejores comentarios. Posteriormente, les llega uno de sus grandes momentos, al abrir las dos presentaciones que los argentinos de Soda Stereo ofrecieron en el Poliedro de Caracas, bajo la euforia de un público que se le entregó a los venezolanos sin reservas.

El grupo sigue creciendo como la espuma y lleva su música por el interior del país, hasta que en el último trimestre de 1991 edita Bésame y Suicídate, con el respaldo de la disquera Sonográfica y bajo la producción del destacado músico Durban Laverde, álbum que logró vender cerca de 60 mil copias, convirtiéndose en el primero de una banda de rock venezolana en ser editado también en CD. Al año siguiente, realizan una ambiciosa gira nacional por más de 25 ciudades. Temas como Pantaletas negras, Tan cerca de ti y Como un fantasma, entre otros, se convierten, hasta el sol de hoy, en verdaderos himnos. También desempolvan y popularizan Uñas asesinas, de Seguridad Nacional, uno de los grupos que más los influenció. Fue un discazo, un rock and roll sencillo, pero contundente a la vez.

Para ese entonces, Zapato 3 ya era una banda de masas. Un cambio radical se hace evidente en 1993, con la salida del baterista Diego Márquez, quien es sustituido por Rafael Cadavieco, ex integrante de con Holocausto. También ingresa Jaime Verdaguer, en los teclados, quien venía de Radio Clip.

Mientras los conciertos iban y venían, Fernando Batoni y Álvaro Segura trabajan en nuevas canciones, que se materializan en Separación, su tercera placa, editada a finales de 1993, también por Sonográfica y producido por Laverde. Aquí dan un vuelco de 180 grados, no sólo de imagen (el look de los músicos), sino también en lo musical. Fue un disco denso, marcado por la neopsicodelia, en el que los teclados toman un evidente protagonismo.

La gira Sensorial Show muestra igualmente otra faceta en los directos de la banda, con juegos de luces y videos que hasta ese momento ninguna otra de la escena local había usado. Ya con el mercado nacional a sus pies, emprenden el reto de actuar fuera de Venezuela, que inician con una visita promocional a Colombia a comienzos de 1995.

Ese año también van a México por varias semanas. Ofrecen al menos seis presentaciones y graban su cuarta producción Cápsula para volar (se editó con Polygram en noviembre de 1995), con un sonido exquisito y melódico. Por las altas ventas registradas, se hicieron acreedores de un Disco de Oro.

A mediados de marzo de 1996, Zapato 3 inicia, por las principales ciudades del país, una gira que se llamó igual a su nuevo álbum, con un show visual y de iluminación alucinante, ensayado milimétricamente de principio a fin. De esta manera, terminó de ratificar su estatura indiscutible como la gran banda venezolana de rock.

Cápsula para volar resultó también su carta de presentación para la internacionalización: Colombia, Puerto Rico, Estados Unidos y Perú fueron algunos de los países a los que llegaron, a lo cual se añadió que sus videos rotaran a lo largo de la programación de los canales latinoamericanos de videos musicales, sobre todo el tema Vampiro, otro tema rescatado por ellos de Seguridad Nacional.

El suceso de 1996 se repitió en 1997, con la gira La razón de estar aquí, sin tanta parafernalia como la anterior, pero con el mismo resultado en términos de receptividad y aclamación de sus fanáticos. Cadavieco se va y Diego Márquez retoma la batería para asumir los compromisos adquiridos del grupo. Siguen recogiendo los frutos de la internacionalización y la banda es la primera de nuestro país en ser invitada, a mediados de agosto, a Miami, para grabar un eléctrico para MTV Latinoamérica, transmitido en toda la región.

Al mes siguiente, Zapato 3 es invitado a abrir el concierto de despedida de Soda Stereo en Caracas, después de lo cual se toma varios meses de un merecido descanso en 1998, que se tradujo en escasas presentaciones.

Fuente: @Zapato3

Discografía:

Chávez Nuestro – Rosa Elizalde y Luis Báez (PDF)

Chávez Nuestro – Rosa Elizalde y Luis Báez  (Link de descarga)

Chávez Nuestro

Nos esperaba en Miraflores, a las diez de la noche. Poco antes, nos habíamos encontrado con el candidato a la gobernación del Estado de Miranda, Diosdado Cabello, que salía de una reunión y estaba enterado de que nos entrevistaríamos con el Presidente venezolano Hugo Chávez Frías: “Prepárense, que seguramente será para largo.”

Fueron seis horas de conversación que volaron debajo de un techo de palmas, en el patiecito que queda a un costado de la oficina presidencial, sin más testigos que el frío que en la madrugada envuelve al valle caraqueño.  Sin embargo, con Chávez el tiempo de conversación nunca es demasiado. La mayoría de los temas que llevábamos en nuestra agenda se quedaron sin tocar, mientras otros aparecieron de forma inesperada y matizaron de emoción un diálogo que pretendía seguir las pistas de algunas historias truncas que compañeros, vecinos de la infancia y familiares del Presidente nos revelaron en una peregrinación por Caracas y por los Estados de Lara, Táchira y Barinas.

Queríamos rastrear los detalles que no aparecían en las numerosas –y casi siempre extensas– entrevistas publicadas desde los días de la rebelión militar del 4 de febrero de 1992. Más que reflexiones sobre la historia convulsa de la Venezuela de las últimas décadas, sobre la cual existe otra abundante bibliografía, nos interesaban los rasgos vitales de una personalidad fuera de lo común, turbulenta y sensible. Nos habíamos propuesto descubrir otras muchas facetas de este jefe de Estado que rompe todas las convenciones: suele cantar a mitad de los discursos, y a quien los venezolanos más humildes sienten tan franco y familiar. Sabíamos que, aun cuando se prolongara durante horas, esta sería una entrevista incompleta con un ser humano que ha vivido muchísimo más de lo que cabría esperar en alguien que acaba de cumplir 50 años de edad. Con él no sentimos esa distancia protocolar, a veces fría, que supone el encuentro con un jefe de Estado. Hugo Chávez nos recibió despejado y animoso, vestido con camisa roja y jeans azul, y nos esperó al pie del elevador, sonriente, con el bate que Sammy Sosa utilizó el 25 de febrero de 1999 en un juego de exhibición en la Ciudad Universitaria de Caracas. Ese día el Presidente ponchó al pelotero dominicano y Sammy le respondió con seis jonrones. “Este no es cualquier bate –dijo con picardía–. Con este les voy a conectar un jonrón a los gringos el día del referendo. Ya lo verán.”

Así fue.

Rosa Miriam Elizalde y Luis Báez